¿Y este blog?

Historias Decartadas es un proyecto personal sobre los relatos que nos llegan del pasado. No soy historiador, solo soy una persona interesada en la historiografía que cree que las crónicas históricas, más allá de ser utilizadas como justificantes para las tradiciones y pensamientos más rancios, también pueden servir para crear un presente mejor. Para ello basta con asomarnos al pasado desde una perspectiva crítica.

Ocultas bajo las corrientes historiográficas imperantes persisten lecturas rebeldes empeñadas en revelarnos una y otra vez que otras formas de hacer, pensar y transformar fueron posibles. Y son a estos ejemplos contestarios y a sus enseñanzas a los que está dedicada Historias Descartadas.

En el blog iré dando cuenta de lo aprendido en este viaje a la periferia de la historia aceptada. Será un proyecto lento, creado a base de ratos escaqueados al capitalismo (¡ojalá poder dedicarse solo a leer sobre insólitos sucesos históricos!), y se mantendrá el tiempo que me dure el gusto por hacerlo.

#WebSencilla

Podía haber sido un diario o una libreta, pero al final me decidí por una página web para ir llevando un registro. Y me he metido de lleno en todo el berenjenal: su dominio, su alojamiento y su poquito de código. Así que, además de ir aprendiendo sobre historia, éste también será en parte un proyecto de desarrollo web.

Mi aspiración es la disponer de un rincón virtual con soberanía propia, e intentar independizarme de las grandes empresas tecnológicas todo lo que mi destreza técnica de aprendiz eterno me vaya permitiendo.

Por eso, este blog está pensado como una web sencilla, rápida y lo menos invasiva posible con los visitantes, siguiendo los principios de la #WebSencilla #IndieWeb y #SmallWeb.